¿Por qué triunfan los Youtubers jóvenes?

Sus nombres son curiosos, a veces, incluso, pueden parecer absurdos: Yuya, Los Polinesios, Kimberly Loaiza o Luisito Comunica. Sin embargo, las visitas a los contenidos que comparten se cuentan por millones.

Entre los vídeos de youtubers, influyen la complejidad, la incertidumbre y la diversidad. Los jóvenes disponen de diversas opciones, pero no conocen mucho sobre ellas. Por eso, estos materiales les sirven de guía, a pesar de que en muchos casos la información que obtienen es dispersa y heterogénea, además de no tener control alguno por parte del individuo.

En cuanto a la significación, estos vídeos pueden ser motivacionales, ya que los youtubers se ofrecen como ejemplo a seguir su vocación, influyendo de forma directa en la conducta de muchos jóvenes desorientados.

En referencia a la identidad de género, muchas de las grandes estrellas de YouTube demuestran un apoyo familiar elevado. Este es un factor importante que ayuda al buen desarrollo de los jóvenes, que ven elevada su autoestima y, a su vez, les permite conectar con su público, mejorando sus procesos identitarios.

Observamos que se establece una interacción muy particular entre el youtuber y su público. Este primero se convierte en líder de opinión, mientras que su audiencia se muestra muy identificada con su discurso. El youtuber logra, de esta manera, captar más atención, lo que se convierte en suscripciones para su canal. No obstante, los consejos que se muestran, en muchos casos, pueden ser positivos, aunque es necesario que el joven reciba cierta guía por parte de sus tutores, en especial, cuando se tratan temas especialmente sensibles

En general, los youtubers ofrecen opiniones personales sobre sexualidad, felicidad, aspiraciones vitales, etc. Obviamente, la identificación con los jóvenes es bastante sencilla.

Ahora, ya tienes algunas claves para entender por qué tus hijos conectan con cierta facilidad con youtubers de éxito. La edad, sin duda, hace que tengan aspiraciones y dudas muy similares. No es difícil, por tanto, que se identifiquen, que se admiren mutuamente y que se conviertan en líderes de opinión entre iguales.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *